Imprimir
Oct
13

Reseña del concierto de JOHN FOGERTY en el Nokia Theatre de L.A.

Escrito por Sergio Burstein

Fogerty 1

Hay varias maneras en las que una antigua estrella del rock puede pisar un escenario y seguir deslumbrando sobre éste décadas después de sus más apoteósicos éxitos. La más directa y evidente es tocar todavía con los mismos integrantes de la agrupación que le dio fama y fortuna, y quizás la más arriesgada es tratar de mantenerse vigente reclutando a sangre joven para la faena.

Para John Fogerty, lo primero no suena ni siquiera posible, porque no habla actualmente con los tipos que conformaron con él Creedence Clearwater Revival, la emblemática banda que lo dio a conocer a nivel mundial; pero lo segundo, como habrán adivinado, es justamente lo que está haciendo, como lo probó el jueves pasado en el exitoso concierto que realizó en el Nokia Theatre con una banda en la que abundaban los músicos extremadamente jóvenes.

Pero sería un error pensar que el rockero de 68 años se está apoyando en estos muchachos como si se tratara como un abuelito que recurre al bastón, porque si bien no nos cabe la menor duda de que la alineación actual lo está inspirando para acentuar su vigor, Fogerty es el más impetuoso, el más rockero, el más talentoso y el más sorprendente del conjunto entero.

Fogerty en vivo 2Además, aparte de él, no todo son años mozos en el grupo, porque el segundo músico en destacar es Kenny Aronoff, de 60 años, quien toca la batería con un poderío, una versatilidad y un 'swing' absolutamente sorprendentes. E incluso en lo que respecta a las interpretaciones de CC Revival -cuyo resto de sobrevivientes ha estado tocando por su lado con casi el mismo nombre-, Fogerty continúa siendo el más facultado para hacerlas, ya que fuera de haber sido el vocalista de la agrupación, era su guitarrista principal.

Y vaya si demostró la vigencia de esta segunda aptitud en el Nokia, cuyas paredes retumbaron permanentemente con sus inspirados y entretenidos solos, intensificados muchas veces por los efectos que iban de la mano con los temas más rockeros, pero placenteros también en los momentos en que se despojaban de la distorsión para ser parte de las composiciones más acústicas y tranquilas.

La última vez que vimos a Fogerty en vivo fue hace algunos años, durante una celebración del 4 de julio en el Hollywood Bowl que sólo le permitió tocar por una hora y desgranar los éxitos; fue algo digno de verse, pero durante la presentación de esta semana que aquí se comenta, cuya extensión fue de casi 2 horas y media, el hombre -cuya voz goza todavía de una notable solidez- tuvo no sólo la oportunidad de lucirse mucho más en las seis cuerdas, con extensas sesiones de jammin', sino que ahondó realmente en el baúl de sus composiciones.

De hecho, en esta nueva gira, que se abrió justamente en Los Angeles, está tocando por primera en su totalidad frente a una audiencia estadounidense "Bayou Country" (1969) y "Cosmo's Factory" (1970), dos de los discos más celebrados de CC Revival. Los verdaderos fans apreciaron el gesto, claro, pero los demás tuvieron también la oportunidad de disfrutar con los temas inmediatamente reconocibles, que no faltaron.

Fogerty 2

Además de sus virtudes musicales, el veterano -que lució todo el tiempo su infaltable camisa de franela- actuó como una especie de maestro de ceremonias, contando muchas veces historias entretenidas relacionadas a las canciones que tocaba, como fue el caso de la que narró antes de "Who'll Stop the Rain?", en la que recordó la presentación de CCR en el Festival de Woodstock, que según él se produjo ante una audiencia completa de hippies desnudos... y dormidos, porque acababan de escuchar a Grateful Dead y eran más de las 2 de la mañana.

No faltaron concesiones un poco fáciles a la urbe angelina, como el video de los Dodgers que sirvió de fondo para "Centerfield", y que mostró incluso al mismo Fogerty con la camiseta del ahora exitoso equipo de béisbol local; pero hay que considerar que, últimamente, esta ciudad ha sido particularmente generosa con el rockero, ya que a pocos metros de distancia del Nokia, en el Museo del Grammy, se está llevando a cabo una exposición dedicada a su figura.

Como era de esperarse, uno de los puntos más altos de la velada fue la interpretación de "Born on the Bayou", lo más fuerte en términos de sonido que hizo CCR en cuanto a 'hits'; pero nos sorprendió también la sentida versión de "Have You Ever Seen the Rain?", que el cantante dedicó a su hija más reciente, así como la impecable rendición de "Old Man Down the Road", proveniente ya de su cosecha como solista.

Tras ello, se hizo evidente que se acercaba el final, y la banda entera se abocó a dar lo mejor de sí para dar cuenta de contundentes interpretaciones de "Fortunate Son" -que tuvo una intro de lo más metal- y "Proud Mary". Lo único que faltó, francamente, fue la presencia de al menos uno de los invitados que participaron en "Wrote a Song for Everyone", la más reciente placa de Fogerty. (FOTOS: SERGIO BURSTEIN)

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar