Imprimir
May
10

Entrevista con Tim Burton y Johnny Depp, de DARK SHADOWS

Escrito por Sergio Burstein

Texto: Sergio Burstein

DSentre1

Este viernes, los numerosos devotos de la colaboración entre dos verdaderos talentos del cine, Tim Burton y Johnny Depp, se encontrarán realmente de plácemes (aunque algunos se preocuparán probablemente por no demostrarlo bajo su apariencia ‘dark’ y gótica), porque se trata de la fecha de estreno de Dark Shadows.

Que el excelente director y el aclamado actor hayan hecho nuevamente algo juntos ya es motivo de regocijo, y se suma a ello el hecho de que se trata de una comedia de terror, es decir, un género que le gusta especialmente a los fans del género fantástico. Además, “Dark Shadows” tiene un interés adicional para quienes recuerdan el programa televisivo del mismo nombre (que en Latinoamérica se llamó “Sombras tenebrosas”), la base de un filme que, además de retomar su premisa, recurre generosamente a sus personajes originales.

MANGANZON tuvo el gusto de asistir a la conferencia de prensa que se llevó a cabo el domingo pasado en un hotel de Beverly Hills, y aunque el evento reunió en una misma sesión a 11 personas que intervinieron de un modo u otro en el filme (lo que era desde ya una mala idea), las preguntas y las respuestas se prolongaron por casi una hora, lo que nos da ahora la oportunidad de brindarles una jugosa transcripción de lo que dijeron los dos participantes que más nos interesan. Y esperamos que a ustedes también…

120507-dark-shadows-johnny-depp-arrivesTim, se puede pensar que este proyecto se originó en ti, pero te llegó en realidad a través de una recomendación de Johnny, ¿verdad?

Tim Burton: Hablamos de esto por muchos años, pero es el primer proyecto que recuerdo que Johnny dijo que quería realmente hacer desde que era un niñito.

Johnny Depp: Sólo un renacuajo.

Burton: Conoció a Barnabas Collins antes que a su propio padre.

Depp: Más o menos.

Burton: El programa original impactó mucho a algunos de nosotros. Johnny, Michelle [Pfeiffer] y yo ya andábamos por aquí cuando salió, y lo recordamos como algo muy fuerte y especial. Es un proyecto que Johnny acarició por mucho tiempo.

Johnny, como productor, ¿qué era lo que más te interesaba que se plasmara en la película?

Depp: Es imposible considerarme un productor. Apenas puedo producir un panecillo en la mañana [risas]. Pero, como fan del programa, nuestra primera conversación sobre esto fue durante “Sweeney Todd”, cuando dijimos: “Dios, deberíamos hacer juntos una película de vampiros, en la que tengamos a un vampiro que luzca como un vampiro” [risas]. “Dark Shadows” andaba rondando por allí, y después empezamos a hablar de ella. Cuando nos reunimos, Tim y yo comenzamos a imaginar qué forma darle. En el momento en que [el guionista] Seth [Grahame-Smith] se subió a bordo, los tres conectamos perfectamente. Una cosa llevó a la otra, y básicamente nos dictó cómo debía ser, con Tim al frente liderando a las tropas, por supuesto.

¿Qué querían que se mantuviera de la serie?

Burton: Era un tono difícil, y todos lo sabíamos. Cuando hablamos de “Dark Shadows”, una buena parte de su atractivo se encontraba en su naturaleza rara y todos los elementos que contribuían a esa rareza. Era muy serio, pero se presentaba cada tarde y a diario. Había ciertas razones por las que nos encantaba, pero que podían no prestarse para una adaptación fílmica. El desafío más extraño fue encontrar el estilo de actuación y su condición “telenovelesca”, sobre todo para un producto de Hollywood. No se trata simplemente de decirle al estudio: “Queremos usar un estilo ‘telenovelesco’ de actuación”. Nos hubieran dicho: “Claro, dale, con confianza”. Y es por eso que estoy tan agradecido con el reparto; incluso los que no sabían nada del programa se metieron de lleno en su espíritu.

DSentre2

Johnny, ¿qué fue lo más importante en tu interpretación de Barnabas Collins?

Depp: Hay un hilo conductor entre estos personajes. Pero mi concepto favorito era la idea de este caballero elegante y bien educado que cae bajo una maldición en el siglo XVIII, regresa en la era más surrealista de nuestros tiempos -los 70-, y tiene que reaccionar ante las cosas modernas, no sólo en relación a la tecnología y los automóviles, sino también a los objetos de disfrute que usa la gente, como las mascotas de piedra, las flores de plástico, las lámparas de lava y los búhos de macramé.

¿Por qué la gente se siente tan atraída por los vampiros?

Depp: Es algo extraño porque, de niño, me encontraba ciertamente fascinado con los monstruos y los vampiros, al igual que Tim. Hay esa oscuridad, ese misterio, esa intriga. Después, cuando creces, te das cuenta de la naturaleza erótica del vampiro y de la idea de los no-muertos. Lo más interesante, en relación a Barnabas, fue la combinación. Fue todo un reto, probablemente más para Tim que para mí, crear a un tipo que es claramente un vampiro, pero que se reintroduce  efectivamente en una sociedad muy rara y en esta familia disfuncional.

Tim, ¿qué significó reunirte con Michelle Pfeifer, con la que no habías trabajado desde “Batman Returns”, hace ya veinte años?

Burton: Fue curioso, porque me hizo recordar lo mucho que me gustaba trabajar con ella. Nunca reviso mis películas, pero tenerla a mi lado trajo de inmediato esos momentos. Aprendió a usar un látigo y a saltar entre los techos en tacones altos, a soltar pájaros por la boca y a dejar que unos gatos se la comieran. Fue algo muy impresionante. Por eso, fue muy grato recibir una llamada suya y enterarme de que era una fan “en el closet” de “Dark Shadows”. Sabía que era rara, pero eso terminó de confirmarlo [risas].

premiere-dark-shadows-la-jpeg-0793cMichelle, Johnny y yo éramos los únicos en el reparto que conocíamos la serie. No puedes realmente mostrársela a nadie que no la conozca, porque lo más probable es que lo hagas salir gritando y corriendo de la habitación. Fue un placer trabajar entonces con Michelle, aunque tuvo problemas para bajar las escaleras en este filme; los poderes de algunas personas disminuyen en determinado momento [risas].

Johnny, ¿cómo se sintió dar la primera mordida? [en la escena en la que Barnabas es librado de su encierro en un ataúd y ataca a unos trabajadores de construcción].

Depp: Bueno, regresando a la naturaleza erótica de los vampiros, se sintió como si estuviera mordiendo a uno de los integrantes de Village People [risas].

Burton: Y después, lo hiciste con el ciclista y con el vaquero.

Depp: ¡Y con el policía! Miren, cuando tenía puestos los colmillos, debía ser cuidadoso para no atravesar la yugular. Se pareció a mi experiencia al afeitar a Alan Rickman [en “Sweeney Todd”], algo que, dicho sea de paso, ninguno de los dos quiere volver a hacer, especialmente Alan [risas].

Normalmente, las películas de Hollywood tienen la música más moderna y más anodina que se pueda encontrar en el mercado, pero ésta tiene canciones de bandas como los Rolling Stones, Black Sabbath e Iggy & The Stooges, y hasta una memorable participación de Alice Cooper.

Burton: Cuando empecé a hacer la investigación de época, recordé un día que estaba enfermo y me pasé todo el día escuchando esas canciones en la radio AM. Lo interesante es que es una música que se sentía extraña en esa época y se sigue sintiendo extraña ahora. Creo que 1972 fue muy especial, porque hubo tanto canciones de lo más cursis como temas de rock súper pesado. Alice Cooper fue un gran influencia para mí, y sigue viéndose exactamente igual ahora, lo que es realmente aterrador [risas]. No sé lo que hace.

DSentre4

Johnny, el actor Chris Sarandon, de “Fright Night”, nos dijo en una convención de terror reciente que se sentía mal por ti debido al uso de las uñas de vampiro, ya que a él le causaron muchos problemas.

Depp: Hay muchas más razones para sentirse mal por mí. Podemos analizarlas ahora, o podemos simplemente darnos un abrazo masivo después, grasoso y raro [risas]. En cada película que he tenido la suerte de hacer con Tim, siempre hay alguna forma de tortura presente. Las uñas fueron idea suya; eran tan largas como los dedos. Pero estuvo bien, porque tenía a una tropa de gente que me ayudaba a ir al baño. Tuvieron que recibir tratamiento después, pero ahora se han recuperado. No es broma.

¿Qué tanto de la expresión física del personaje tomaste de Jonathan Frid, el actor que lo interpretó en la serie? [y que murió el pasado abril a los 87 años].

Depp: Desde el inicio del proceso, incluso cuando recién estábamos pensando en esto, Tom y yo tuvimos muy en claro que tenía que encontrarse inspirado en la actuación de Jonathan. Era tan clásica, en el estilo de “Fangoria”. Cuando interpretaba a Barnabas, había en él una rigidez determinada, como si tuviera una placa en la espalda, y la elegancia se encontraba también siempre presente. Sabíamos que queríamos un vampiro que luciera como un vampiro, en un acto de rebeldía contra los vampiros que parecen modelos de ropa interior.

Sabemos que el reparto del programa original visitó el set de filmación; ¿cómo estuvo eso?

Depp: ¡Estuvo muy bien! Fue nuestra manera de rendirle tributo, y Jonathan fue increíble. Dos años atrás, me escribió una carta e incluyó en ella una fotografía en la que me pasaba el bastón de Barnabas, lo que me pareció sumamente tierno.

Burton: Fue como tener al Papa de visita. Estábamos allí por ellos, y fue muy bueno verlos de nuevo en sus trajes setenteros.

El final de la película parece insinuar que habrá una secuela; ¿está planeado que ocurra así?

Burton: No; decidimos que la estructura funcionara de ese modo debido al origen de la historia, al aspecto de telenovela. No fue una decisión consciente. Sería muy pretencioso pensarlo. No se puede predecir si algo como esto va a funcionar.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar