Reseñas de cine

Imprimir
Oct
10

Reseña de MACHETE KILLS

Escrito por Sergio Burstein

Machete 4

"Si quieren algo con valor literario, en vez de esto, vayan a ver mejor un documental", nos dijo hace unos días Danny Trejo con respecto a "Machete Kills". Y aunque esa declaración no es realmente la más acertada -¿no tendría que haberse referido al menos a una cinta con guión narrativo?-, parece ser al menos la presentación ideal de la nueva película que se estrena mañana en Estados Unidos.

Claro que esta secuela del primer episodio del 2010 no es una creación de Trejo, sino de Robert Rodríguez, el irreverente cineasta méxico-americano que ha hecho tanto cine para niños con elementos del fantástico (la saga de "Spy Kids") como propuestas para adultos cargadas de violencia ("Sin City" y las dos del mismo Machete). En este caso, como lo tienen que saber quienes hayan visto la primera, el realizador da rienda suelta a su evidente amor por la serie B y el "exploitation", es decir, dos ramas que no corresponden precisamente a los gustos del 'mainstream'.

Eso garantiza, por supuesto, que "Machete Kills" no vaya a ser disfrutada por todo el mundo, e incluso que algunos la consideren una mala película. Pero los que gozaron con su antecesora tendrían que celebrarla, porque, sin perder nunca de vista el aspecto desmedido, agresivo y chapucero del debut, esta segunda entrega resulta más ambiciosa, mejor planeada y, por supuesto, mucho más llena de estrellas.

SOFIA-VERGARA macheteCuando los créditos iniciales nombran a todos los presentes, parece que se trata de una broma, porque se cita en cuestión de segundos a Mel Gibson, Demián Bichir, Sofía Vergara, Charlie Sheen, Cuba Gooding Jr., Lady Gaga, Antonio Banderas y Vanessa Hudgens, además de los conocidos participantes de la cinta inaugural, Danny Trejo, Jessica Alba y Michelle Rodríguez. Pero no, es cierto; y es que, a diferencia de los directores que intentaron trabajos semejantes en el pasado, Rodríguez tiene el respeto de una buena parte de la comunidad hollywoodense, lo que significa que ninguna de estas celebridades le cobró la tarifa completa (o recibirá un pago acorde a la taquilla).

De ese modo, la continua aparición de estos famosos en la pantalla, algunos de ellos por unos pocos minutos, es uno de los mayores motivos de entusiasmo al momento de ver la película, aunque esa misma abundancia desmedida termine por perjudicar el resultado (para ser realmente efectiva, la cinta no debió realmente haber pasado de la hora y media, y se extiende hasta casi dos). El afán de Rodríguez por meter en el proyecto a todos sus ilustres conocidos lo lleva también a crear a personajes innecesarios, confundiendo al espectador; pero lo bueno es que su caótico camino es de lo más entretenido.

Machete main

La trama encuentra a Machete (el irremplazable Trejo) reclutado por el presidente de los Estados Unidos (interpretado por un Sheen que lleva aquí su nombre original, Carlos Estevez) para dar con el paradero de Méndez (Bichir), un lunático que planea atacar a la Casa Blanca, pero que es en realidad el chivo expiatorio de Luther Voz (Gibson), un millonario traficante de armas.

Sin ser ningún portento de la actuación, Trejo retoma con eficacia el papel de lo que él describe como un "superhéroe mexicano", pese a que Machete no tiene poderes especiales ni vuela; en realidad, "Machete no fuma", "Machete no fuma" y "Machete no tuitea", como lo dice el mismo Machete en distintos momentos de la película, recurriendo a una economía de palabras que es parte de su encanto (y que termina sirviendo para las bromas, porque finalmente, debido a las circunstancias, Machete sí tuitea).

Lo que Trejo tiene a su favor es una presencia contundente y una increíble disposición física para participar en escenas de acción que lucen a todas luces excesivas para su edad (el hombre tiene ya 69 años), porque, créanlo o no, algunas secuencias de este filme nos recordaron a las cintas antiguas de James Bond, lo que quiere decir que, pese a las limitaciones de presupuesto, Rodríguez se las ingenió para ofrecerle a la platea algo llamativo y vistoso.

Machete 3

Claro que ninguna producción del agente 007 ha tenido a una villana como Lady Desdémona, la fiera regente de un prostíbulo que fue violada por su padre, que odia por ello a los hombres y que dispara con armas de alto calibre tanto desde sus pechos como desde su zona pélvica; ni ha tenido la suerte de contar con la interpretación de Sofía Vergara, la encantadora colombiana de la teleserie cómica "Modern Family", quien cumple aquí un papel deliciosamente demencial.

Y no podemos olvidarnos de otro villano notable, Méndez, un tipo con doble personalidad que es a veces un sangriento narcotraficante y a veces un revolucionario benefactor, y cuya hilarante interpretación en manos del notable Demián Bichir (nominado a un Oscar por "A Better Life") es digna de disfrutarse en una sala de cine. Lo suyo y lo de Vergara supera sin duda al esfuerzo de Mel Gibson, quien fuera anunciado con bombos y platillos como el "malo" principal, pero que se queda corto ante el carisma y la energía desmedida de los intérpretes latinos.

Todo esto se encuentra sazonado con la muy grata presencia de mujeres atractivas, ya que, fuera de Vergara, y por el lado de las "buenas", encontramos a dos actrices de bellezas muy distintas y con personajes altamente contrastados: Michelle Rodríguez (quien retoma el rol de la ruda y morena Shé) y la recién llegada Amber Heard (una rubia que hace de Miss Texas.. y que luce realmente como una reina de belleza). Al final, hay un tráiler falso que insinúa la posibilidad de una película de Machete en el espacio; no podemos esperar para verla.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar