Reseñas de cine

Imprimir
Dic
18

Reseña [sin spoilers] de STAR WARS: THE RISE OF SKYWALKER

Escrito por Sergio Burstein

Rise 1

Tras una entrega que fue dirigida por Rian Johnson bajo el nombre de “The Last Jedi” (2017) y que fue profundamente odiada por un contingente numeroso de los fans pero alabada por un vasto sector de la crítica, “Star Wars” regresó a las manos de J.J. Abrams -el primer realizador de la presente trilogía- con el fin de darle vida a un cierre titulado “The Rise of Skywalker” que deja una impresión medianamente satisfactoria.

Abrams tiene el suficiente talento visual como para que el episodio IX desfile ante nuestros ojos cargado de detalles que no dejan nunca de causar sorpresa, y aunque su obsesión por darle a todo un ritmo trepidante lo lleva a privarnos de cualquier aspecto realmente contemplativo, mantiene saludablemente la decisión tomada desde “The Force Awakes” (2015) para recurrir a efectos prácticos y a personajes interpretados por actores reales siempre y cuando sea posible, a diferencia de lo que sucedía en las todavía controvertidas precuelas que hizo George Lucas entre 1999 y el 2005.

El problema empieza cuando, además de retomar esa devoción a las raíces de la misma “The Force Awakens” que le quitó originalidad al episodio, el cineasta y escritor refuerza su vocación por el ‘fan service’ al tratar de ‘corregir’ lo hecho por Johnson, quien al momento de estrenar su aporte a la saga afirmó que no se podía hacer una película de “Star Wars” pensando en esa misma audiencia si lo que se pretendía era ofrecer algo novedoso y creativo. El resultado final de todos estos ires y venires es por lo tanto una trilogía desbalanceada y contradictoria cuyo pecado mayor es haber prescindido por completo de Lucas, quien no hizo necesariamente filmes maravillosos (“Return of the Jedi” y “The Phantom Menace” son muy flojos), pero que tenía al manos una visión distintiva y personal del asunto entero.

Rise 2

En realidad, el elemento de la historia que menos me convence es la repetición de una fórmula relacionada a arcos narrativos similares y situaciones de conflicto muy parecidas que, para ser sincero, se ha empleado de un modo u otro en las tres trilogías de manera aparentemente intencional, pero que sigue haciendo que todo resulte bastante predecible.

“The Rise of Skywalker” nos ofrece las revelaciones y los giros sorpresivos que son ya indispensables en la saga, por supuesto; pero estos no son todo lo impactantes que merecían ser y, en más de un caso, terminan siendo incluso engañosos, lo que refuerza no solo la impresión de encontrarnos ante un producto de Disney -que compró Lucasfilm en el 2012-, sino también las semejanzas incómodas con “Return of the Jedi”.

A fin de cuentas, Abrams señaló recientemente que no había que olvidar que esta es esencialmente una saga “para niños”, lo que lo pone en una posición comprometedora debido a que hay fans de la misma que no son precisamente unos chiquillos (ya saben que la franquicia se inició en 1977, ¿verdad?) y que lo lleva a enfatizar de manera demasiado didáctica en mensajes relacionados a la importancia de la democracia, el “mundo libre” (que es mencionado con estas mismas palabras) y el respeto hacia quienes son distintos (aunque sean robots o monstruos, lo que constituye una novedad en la franquicia).

Rise 3

Sea como sea, hay todavía mucho que disfrutar en una entrega que no me atrevería a lapidar, que merece definitivamente verse en pantalla gigante y que, en medio de las citadas concesiones al público infantil, tiene escenas de acción espectaculares, rudas y contundentes que prescinden por completo de la sangre y del ‘gore’, pero que son lo suficientemente aguerridas como para meternos de lleno en el furor de las batallas y generar esa clase de emociones que solo puede brindarnos una producción de “Star Wars”.

No es un secreto para nadie que esta entrega sigue teniendo al frente a la ex chatarrera transformada en jedi Rey (Daisy Ridley) y al ex jedi transformado en villano mayor Kylo Ren (Adam Driver), y que lo que veremos aquí será la resolución final de esa relación de amor/odio que han insistido en mantener desde el inicio de la trilogía. Por ese lado, Abrams le da un cierre digno al conflicto, aunque no del todo convincente debido a su propia falta de riesgo.

También vuelven a aparecer el ex soldado del Primer Orden convertido en héroe de La Resistencia Finn (John Boyega), el piloto estrella terco pero divertido Poe Dameron (Oscar Isaac) y, por supuesto, el entrañable Chewie (Joonas Suotamo) y los androides C3P0 (Anthony Daniels), R2D2 (Jimmy Vee) y BB-8 (que es una especie de marioneta y tiene un papel muy menor). Pero el retorno más esperado es sin duda del ex traidor convertido en líder de la Alianza Lando Calrissian, quien vuelve a ser interpretado tras 36 años de ausencia por Billy Dee Williams, y que logra obtener algunas escenas relevantes en medio de una cinta tan cargada de información y de personajes que no logra atender a ninguno de ellos del modo en que se merecen, aunque no resulta jamás aburrida a lo largo de sus 142 minutos de duración.

Rise 4

Lo más sorprendente por aquí, en todo caso, es el regreso de Carrie Fisher en el papel de la General Leia Organa, debido a que la venerada actriz falleció antes de que se iniciara el rodaje. Su retorno no es una sorpresa; en la conferencia de prensa del filme, Abrams negó haberla resucitado de manera digital y habló en cambio de haber empleado tomas que se hicieron para las cintas anteriores pero que no terminaron en ellas.

Sin embargo, lo que vemos se inserta tan bien en la historia que indica definitivamente una manipulación y más de un agregado, pese a que la incuestionable debilidad de estas escenas es un claro indicio de la falta de la intérprete e insinúa que el guion tuvo que ser reestructurado con el fin de acomodarse a lo que se encontraba disponible. A fin de cuentas, no hay que olvidar que estamos ante una franquicia multimillonaria y comercial que no se detendrá ante nada con el fin de lograr su cometido, más allá de lo que diga cualquier fanático o cualquier crítico.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar